Acta Pediátrica Española

ISSN 2014-2986

Acta Pediátrica Española suspende su publicación
Tras 77 años ininterrumpidos de cita con sus lectores, la revista Acta Pediátrica Española va a suspender su publicación a partir de abril de 2020.
Mayo, empresa editora de la histórica cabecera, se ha visto obligada a tomar esta medida por razones estrictamente económicas derivadas de la caída de los ingresos publicitarios.
Los dos últimos números de Acta Pediátrica Española (los correspondientes a enero/febrero y marzo/abril) incluyen los artículos cuya publicación ha sido aceptada por el comité científico de la revista. Sin embargo, a partir de ahora ya no podemos atender nuevas peticiones de publicación de trabajos.
Desde Mayo queremos hacer público nuestro agradecimiento y reconocimiento a todos los excelentes profesionales que han participado en la dirección y en los comités científicos de la publicación, a los revisores, a los autores que nos han confiado sus trabajos, a nuestros lectores y a los anunciantes. Gracias a su apoyo hemos podido escribir juntos un pedacito de la historia de la pediatría española.

Ediciones Mayo S.A.

Acta Pediatr Esp. 2009; 67(10): 486-490

Tomografía computarizada craneal en urgencias: revisión de 2 meses

Emergency cranial CAT scan: 2-month review

Resumen

Introducción: Actualmente, la resonancia magnética cerebral ha sustituido en gran parte a la tomografía computarizada (TC) craneal, salvo en emergencias, donde la TC continúa siendo la técnica más utilizada, y de sus hallazgos pueden derivarse consecuencias diagnósticas y terapéuticas.

Material y métodos: Se revisan las TC craneales realizadas en el Servicio de Urgencias de Pediatría del Hospital «Miguel Servet», de Zaragoza, durante un periodo de 2 meses, analizando las indicaciones y el ajuste a nuestros protocolos de actuación en urgencias.

Resultados: En el periodo revisado se atendieron 9.769 pacientes en urgencias; de ellos, 413 presentaron patología susceptible de realizar TC craneal. Se realizaron 27 TC craneales urgentes: 6 traumatismos craneoencefálicos, 5 cefaleas, 5 episodios paroxísticos por sospecha de primer episodio convulsivo, 3 primeras crisis no sintomáticas agudas, 2 estados convulsivos febriles, 2 encefalopatías agudas, 1 antes de punción lumbar, 1 por focalidad neurológica, 1 por hipertensión endocraneal y 1 por sospecha de disfunción valvular. Globalmente, se realizó una TC craneal al 3,4% de los pacientes con traumatismos craneoencefálicos, al 10,3% de los que presentaban cefaleas y al 100% de los que tenían primeros episodios convulsivos no sintomáticos agudos. Cinco (18,5%) de las TC realizadas mostraron una alteración intracraneal: 2 conocidas previamente y 3 de nuevo diagnóstico (11,1%). Todas las TC se ajustaron a nuestros protocolos.

Discusión: Pese a los riesgos potenciales derivados de la radiación, defendemos la realización de TC craneal en los servicios de urgencias pediátricas, optimizando las indicaciones y aplicando las estrategias para reducir al mínimo la radiación. Es importante clarificar la relación real entre la radiación y el riesgo de cáncer, y potenciar nuevas tecnologías que minimicen los riesgos derivados de ésta.

Abstract

Introduction: At present, brain Magnetic Resonance Imaging (MRI) have primarily replaced cranial CAT scans, except in emergencies where CAT scans continue to be the most widely used techniques, which by means of their findings allow obtaining diagnostic and therapeutic consequences.

Material and methods: We checked the cranial CAT scans, carried out in the pediatric Emergency Unit of Miguel Servet Hospital in Zaragoza in a period of 2 months, analyzing clinical indications and the adjustment to our performance protocols in the Emergency Department.

Results: During the period reviewed, 9,769 patients were seen in the Emergency Department: 413 of them showed pathology suitable for carrying out a cranial CAT scan. 27 emergency cranial CAT scans were carried out: 6 for traumatic brain injuries, 5 for cephaleas, 5 for paroxysmal episodes with a probable diagnosis of first seizure episode, 3 for acute asymptomatic first attacks, 2 for febrile convulsive status, 2 for acute encephalopathy's, 1 CAT scan previous to a lumbar puncture, 1 for neurological focus, 1 for endocranial hypertension and 1 for a suspicion of valvular dysfunction. Cranial CAT scans were carried out as a whole in 3.4% of traumatic brain injuries, in 10.3% of cephaleas and in 100% of acute asymptomatic first seizure episodes. 5 (18.5%) of the CAT scans carried out showed an intracranial disorder: 2 which were previously known and 3 with a new diagnosis (11.1%). All the CAT scans were adjusted to our protocols.

Discussion: In spite of the potential risks produced by radiation, the performance of cranial CAT scans is supported in pediatric emergency services, while optimizing instructions and applying strategies for minimizing radiation. It is important to clarify the real ratio between radiation and cancer risk and to enhance new technologies capable of minimizing the risks produced by radiation.

Fecha de recepción: 10/11/08.  Fecha de aceptación: 02/04/09.
Correspondencia:
J. López Pisón. Unidad de Neuropediatría. Hospital Infantil Universitario «Miguel Servet». Paseo Isabel la Católica, 1-3. 50009 Zaragoza.
Correo electrónico: jlopezpi@salud.aragon.es

Publicidad

Banner_GSK
 Descarga los suplementos de la revista
Banner_Pallapupas_10_festa_nassos

La información de esta página web está dirigida exclusivamente al profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos, por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación.